Los testimonios conmovedores e inspirados de jóvenes dan la tonalidad de los impulsos internos proporcionados por la Academia Espiritual de Instrucción en Figueira.

Luz es comprensión, comprensión elevada” (Trigueirinho)

Por Paulo Castro*

La instrucción académica dictamina el ritmo de la civilización en la vida común de la superficie de la Tierra. Mientras la instrucción espiritual auténtica, transformadora e imprescindible queda relegada a loables centros de excepción en este actual nivel de desarrollo de la humanidad, las cátedras universitarias todavía se muestran contrarias a la verdadera educación.

A falta de universidades inspiradas por las directrices de la evolución superior, las “academias de la luz” (los loables centros de excepción)  propician el tono melódico que puede afinar la frecuencia planetaria hacia escalas más sutiles, en armonía con la sinfonía que emana de planos elevados de consciencia.

Academia de InstruçãoUno de esos centros sintonizado con los principios que tutelan la Vida, bajo el nombre de Academia Espiritual de Instrucción, cátedra de excelencia fundada en Aurora (Paysandú, Uruguay) en 2013,  se abrió a principios de este año 2019 (entre los días 25, 26 y 27 de enero) en la Comunidad-Luz Figueira, en Carmo da Cachoeira (MG), para jóvenes que colaboran en la Campaña de la Juventud por la Paz en Brasil y en otros países.

El objetivo del evento, que fue impartido por  Madre María Shimani de Montserrat y contó con representantes jóvenes y miembros de la Red Luz de siete estados brasileños y once países, fue propiciar la profundización de estos jóvenes en enseñanzas filosófico-espirituales necesarias ante el advenimiento de la Nueva Humanidad en el futuro próximo.

Entrevista

Al final del encuentro, el 27/01, Fray Sebastián, monje de la Orden Gracia Misericordia (OGM), entrevistó a varios jóvenes y recogió testimonios tocantes y tocados por el espíritu crístico que reinó durante todo el evento. Uno de esos jóvenes es Guillermo Gontijo, integrante del grupo de la Campaña de la Juventud por la Paz de Belo Horizonte (MG). Para él, el encuentro fue “una jornada de autoconocimiento, una oportunidad de entrar en contacto con una instrucción segura, de niveles de consciencia que, en nuestra vida diaria, muchas veces queda algo distante”.

Según Guillermo, la Academia Espiritual de Instrucción facilita a los jóvenes “entrar en contacto con esta dimensión, con la amplitud de la vida cósmica, saber que formamos parte de procesos y  movimientos que conciernen al Universo e intentar vivir, de algún modo, esa vida , los valores de esa vida, la ley que rige esa vida “, afirmó. Para el joven espiritual minero, “en ese sentido, el conocimiento puede ser liberador: entrar en contacto con la Verdad o con aspectos de la Verdad, como dice la Biblia, puede ser una liberación de procesos con los que  estamos lidiando diariamente”, declaró.

Influenciar positivamente

Cuando  Fray Sebastián le preguntó cómo el evento podría influenciar positivamente el trabajo de su grupo, Guillermo respondió que “la Campaña de la Juventud está dentro de la Campaña por la Paz, que a su vez está dentro de la Obra como un todo. Por eso, darnos cuenta que lo que hacemos dentro de este proyecto es un canal de la Jerarquía nos da la dimensión de que pequeñas acciones y de que cualquier movimiento que hagamos para intentar concretar la Ley Mayor en este plano, vale la pena”, aseguró .

Academia de InstruçaoEn seguida, dijo que “es llevar a nuestras actividades la certeza de] que existe toda una cadena, todo un Plan, toda una dimensión que está detrás de aquella acción que hacemos, a veces en un canil, o en una villa de emergencia, o en una misión o en una simple oración. Uno consigue valorar esa acción dentro de todo un plan, de una dimensión mucho mayor”, subrayó.

Para el joven minero, “Figueira, el Centro Planetario de Mirna Jad, como centro de instrucción para toda la Obra, también alimenta la consciencia de la juventud. Yo hablo del Centro Planetario porque Figueira tiene una semilla monástica, principios monásticos muy fuertes desde su inicio. Y, como  sabemos, la consciencia monástica es un principio que va a manifestarse con más fuerza, en el futuro. Por lo tanto, creo que es importante, es enriquecedora la presencia del monasterio, de la vida consagrada dentro de este ambiente de instrucción. “Creo que enriquece y fortalece algunas bases internas del ser, de la trayectoria del ser”, finalizó.

La vivencia del amor interno

Julia Farias, integrante del grupo de jóvenes de Florianópolis (SC) resaltó que “lo que más me tocó hasta ahora fue la necesidad de servicio, la necesidad de servir y, por medio de ese servicio, aprender a amar, a amar por igual a todos, a todos los Reinos “.

Cuando Fray Sebastián le preguntó  que le sumó la Academia en conocimiento y vivencia desde su concepción sobre el amor y en la búsqueda de poder vivirlo, Julia -que es nutricionista y redacta en su grupo textos sobre alimentación consciente- afirmó que “la Academia ha despertado algo que internamente uno siempre puede entregar más de lo que está entregando y todo por lo que  le pasó hasta ahora trabajó mucho la región cardíaca”.

Pero, para ella, ¿por qué el servicio es el camino? “Porque esa es nuestra misión. Vinimos a servir. Este planeta es el planeta-escuela del amor y, por medio del servicio, encontramos el amor”, afirmó la joven nutricionista catarinense.

Grandiosidad de la instrucción

Por su parte, el joven Caio Azevedo, que ayudó a su grupo, en Río de Janeiro (RJ), a organizar Festivales de la Juventud por la Paz, aseguró que, “sin duda, solo al percibir de una forma más amplia todo lo que lo circunda, de tener esta claridad que trajo este encuentro, nos pone en otro lugar en relación a cualquier cosa, en relación a nuestra vida normal, y pasamos a verla desde un punto de vista antes tan pequeño como a la grandiosidad a la que se puede tener acceso por la información”.

Encuentro con nuestra filiación divina

Bárbara Venturoso, única joven de la Red-Luz DF, responsable de la creación de un grupo de jóvenes en Brasilia, aseguró que “este evento ahora es extremadamente importante y fortalece lo que está sucediendo en Brasilia, que tiene un núcleo que acaba de surgir [Núcleo-Luz de los Sagrados Reinos], para llamar a esos jóvenes a continuar la tarea conmigo y con todos los que están allí”.

Academia de Instrução - FigueiraPara ella, “es muy importante venir a fortalecerme aquí con esta energía, con otros jóvenes, personas que están en sintonía con lo que siento, con lo que creo. ¡El aprendizaje es sensacional! Este es un encuentro con nuestra filiación divina y no solo un encuentro de sentimiento, sino también de mucho conocimiento”.

Mensaje final del encuentro

Como síntesis del encuentro, los jóvenes dejaron varios mensajes. Júlia declaró que, gracias al servicio evolutivo, “uno logra alcanzar sentimientos más genuinos, como el amor, la fraternidad, la unidad”. Caio resaltó la importancia de que los jóvenes pudieran “despertar al bien, a las cosas simples de la vida, a mirar más a los Reinos de la Naturaleza y, por supuesto, servirlos”, pues “en la sofisticación de la vida no está la solución para encontrar la paz”. Por último, Bárbara concluyó que el evento posibilitó “ese recuerdo de que no estamos solos y que debemos caminar juntos”.

 

* Pablo Castro * Pablo Castro es miembro de la Red-Luz DF y colaborador de Figueira desde 2003. Es periodista, editor y editor-jefe de la revista Por un Mundo Mejor, que -en su 5.ª edición (2018)- presentó, como materia de portada, la loable trayectoria de las Misiones Humanitarias de la Fraternidad – Federación Humanitaria Internacional (FFHI) (PDF de la citada edición, en su totalidad, disponible en: https://issuu.com/gledson4/docs/pmm_ag_18). Él suele sintetizar su acogida por Mirna Jad con pocas palabras: “Trigueirinho era y siempre va a ser un padre para mí. Como José registró en uno de sus libros: ‘Ni siquiera mil palabras sabias podrían expresar la gratitud de una consciencia que surgió de la oscuridad a la Luz’. Saudades , Maestro”.