En el audio el instructor Trigueirinho nos revela, de forma clara y simple, el cuidadoso trabajo previo que un alma realiza, al organizar su próxima encarnación, y lo que sucede en la interrupción de ese proceso.

Aborto – Perspectiva del no-nascido – Estamos adoptando aquí el término no-nacidos, con guión para caracterizar a las almas que aún no nacieron, los pequeños e inocentes que no nacen,  por la interrupción, inducida o espontánea, de la vida de un ser aún dentro del útero materno.

En su Aparición pública del 30 de noviembre de 2012, la Madre Divina, bajo las vestiduras de la Virgen María, Madre de Jesús, hizo una importante revelación a la consciencia humana y planetaria, al presentarnos, de forma simple y verdadera, el pasaje de un ser “no-nacido” por aquella región de la consciencia conocida como Limbo. Allí son encaminadas las almas que no pudieron completar su encarnación; con llantos y un estado de intenso sufrimiento, ellas son acogidas por grupos de ángeles, que inician un amoroso proceso de restauración y rescate de aquellas almas traumatizadas, y de preparación para retomar su ciclo de encarnación. En este Limbo existe una Escuela, donde esas esencias abortadas, instruidas por los ángeles, vuelven a aprender sobre Dios.

“Vamos a contar la parte más importante de esa escena.

Los ángeles se dirigieron a las diferentes regiones de Puerto Alegre, ellos rescataron con sus manos muchas esferas de luz, decían que esas esferas eran almas que no habían encarnado. En ese momento, muestran una imagen de cómo recogían a almas que habían sido fetos y que fueron abortados; en ese momento ellos comienzan a recoger a cada una de las esencias y a través de ese Cielo que se había abierto, ellos las elevaron.

Ellos, silenciosamente, nos invitaron a acompañarlos hacia ese lugar donde llevaban a las esencias. Entonces fueron elevándose, con ese grupo de almas que habían sido rescatadas, hacia otra dimensión. Era una dimensión que estaba dividida en siete planos, eran siete estados, siete cielos. En esos siete cielos existían siete diferentes situaciones.

En el primer cielo estaban las almas recientemente rescatadas, a quienes los ángeles dan el nombre de esencias que no pudieron encarnar. Había allí mucho sufrimiento, había muchos llantos como de niños y un ángel específicamente mostró a muchos ángeles que estaban restaurando esas esencias, en verdad eran muchos ángeles que realizaban esa tarea.

En un cierto momento sucedió algo en ese espacio, se aproximó por el lado derecho Nuestra Señora y se dirigió hacia un lugar donde se encontraba una esencia entre tantas. Ella alzó esa esencia, y entonces apareció un niño entre Sus brazos y Ella mostraba como trataba a aquellos que no pudieron nacer en esta humanidad. Ese niño lloraba como si tuviera un dolor profundo, Nuestra Madre comenzó a mecerlo y el niño dejó de llorar. Después lo colocó en un lugar en el suelo y ese niño tenía una sonrisa de oreja a oreja; percibí que Nuestra Señora depositó en él una esfera de luz.

Le preguntamos: ¿qué es este lugar?
Ella contestó: Esto es el Limbo.
Luego dijo – Vamos a seguir visitándolos. Entonces Ella nos invita a caminar entre todos esos niños y allí vimos a esencias que no habían nacido y esencias de niños que habían vivido por corto tiempo de edad. Ella decía que allí era la escuela del aprendizaje; los ángeles eran enviados por Nuestra Señora para que aprendieran sobre Dios.

Ella mostraba cómo en el Limbo se daba la posibilidad para que las esencias pudieran aprender. Así, gradualmente, Nuestra Señora nos fue llevando por el segundo, tercero, cuarto, hasta el séptimo cielo en el Limbo. En ese recorrido nos encontramos con muchos Santos. Cruzando un puente en el Limbo, vimos como un ángel protegía a un niño, y ese era símbolo, decía Nuestra Señora, que esa esencia estaba siendo preparada para volver a reencarnar.

  • El tema del Aborto continuaráTexto informativo general, disponible en Internet, sobre el tema: Aborto inducido:

    “El aborto inducido, también llamado aborto provocado o interrupción voluntaria del embarazo, es al aborto causado por una acción humana deliberada. Sucede por la ingestión de medicamentos o por métodos mecánicos. La ética de este tipo de abortos es repudiada en muchos  países del mundo, pero es reconocida como práctica legal en otros lugares del mundo, siendo inclusive en algunos lugares totalmente cubierta por el sistema público de salud. Los dos polos de esta discusión pasan por definir cuando el feto o embrión se vuelve humano vivo (si en la concepción, en el nacimiento o en un punto intermediario) y en la primacía del derecho de la mujer embarazada sobre el derecho del feto o embrión”.

Texto: Frei Ameino
Audio: Irdin – Conversas com Trigueirinho n.225 (28’42” al 31’02”)
Audio completo: www.irdin.org.br/acervo/detalhes/